“No sólo busco dictar clases de Pilates” – Hoy con Azucena Rodríguez

0

Elegir una buena formación es complicado y más si ésta supone una buena inversión. Seguro que si estás buscando un curso de Pilates para profesionales entiendes bien de lo que hablamos. Antes de inscribirte a un curso de Pilates seguro que buscas opiniones de otros alumnos que ya lo hayan hecho. Es una buena manera de informarse y hacerse una idea de lo que te puedes encontrar.

 

En nuestro blog puedes encontrar testimonios de alumnos que han pasado por Polestar, como el que nos ofreció Raquel Rodríguez, más conocida como @LadyFitnessMad, ¿Te engañaron con un curso de Pilates? o el de Jose Antonio sobre su participación en el seminario intensivo Vivir del Pilates.

 

Pero hoy hemos como invitada en nuestro blog a una profesional de Pilates formada en otra escuela, Stott Pilates a quien conocimos en Canarias y que nos ha visita en la central de Polestar en Madrid. Pero mejor que te cuente ella cómo ha vivido la #ExperienciaPolestar:

 

Polestar Pilates hoy con Azucena Rodríguez

 

Azucena Rodríguez, instructora de PilatesMi nombre es Azucena Rodríguez, amante de los idiomas, el marketing y el Pilates inteligente. Desde hace 6 años he comenzado en este interesante mundo del movimiento de forma imparable. Especialmente estos 3 últimos años buscaba escuela reconocidas y con base científica en sus fundamentos pedagógicos y exigentes con nosotros mismos, los alumnos. Entre ellas, mi foco siempre estuvo entre las escuelas Stott Pilates y Polestar Pilates. Tuve previamente la oportunidad de estar en workshops de estas escuelas y me decanté por Stott Pilates y sus escuelas con sede en Alemania para formarme a la vez en la terminología específica de Pilates.

 

Siempre valoré a Polestar como una escuela  enfocada en metodología más fisioterapéutica que puramente del acondicionamiento físico. Así que dentro de las inseguridades que se nos disparan los primeros años de nuestra carrera, pensé que sería quizás difícil en mis inicios una formación así y, más adelante podría comprender el 100% de lo que ofrecen.

 

En el 2015 realicé otro workshop de Polestar Pilates en su Gira Polestar en Canarias y ya entonces decidí aprovechar la invitación de Juan Nieto para conocer las instalaciones, al equipo y su enfoque.

Y llegó una buena ocasión para visitar Polestar, de camino a mi formación de Neuromecánica en Alicante:

 

Desde la llamada telefónica a la central de Polestar, con Isabel para reservar mi sesión de Pilates, hasta mi llegada al centro, todo fueron sonrisas y facilidades. Daba igual que fuera titulada de otra escuela, no se percibía nada de lo que probablemente mi mente presuponía esperar de escuelas poco inclusivas.”

 

Pude realizar 2 clases con la enérgica ÁngelaRodríguez y con Belén Sanchez y reconfirmar la limpieza del “idioma Polestar”, algo que para mi es muy importante ya que no sólo busco dictar clases. El uso específico y sutil del lenguaje es un ingrediente de diferenciación clave. De Polestar, sobre todo, me gusta sus referencias táctiles y cómo consiguen acoplarse como una sombra, como una prolongación del propio movimiento del cliente.

 

Sesión de MOTR de Balanced Body en Polestar Pilates Pude probar el implemento en exclusiva de Balanced Body, MOTR y me pareció excelente por las líneas de fuerzas que ofrece para ejercicios recíprocos, unilaterales, implican cadenas contralaterales. ¡Espero pronto pedirle a los Reyes al menos uno… jeje!

Sinceramente me sentí como si me hubieran hecho un regalo ya que, de hecho, ¡ni siquiera pagué por las clases! Imagínate, yo acostumbrada en Alemania y Austria hacer una parada siempre para recibir alguna clase con alguien referente de la zona y pagar hasta 70€ por una sesión privada.

 

Ahora transmito mi humilde opinión para todos los que se consideren “cirujanos del movimiento” y no meros “oradores de dictar una clase”. ¿Te has hecho esta pregunta: dónde te enfocas cómo profesional? ¿No? pues hazlo ya…

 

Los profesores/monitores de pilates, por lo general, llega un momento en el que paramos de formarnos y entramos en la que yo llamo “zona del ombligo”. Especialmente esa tentación la tenemos los autónomos, ya que no tenemos un jefe que nos diga lo que debemos hacer, ni la competencia de otros curriculums que pudieran ser contratados, mejores que nosotros.

Nos acomodamos a nuestra cartera de clientes y creemos que lo hacemos increíblemente bien y que entendemos “ésto del Pilates”…

 

Te invito a salir del ombligo, aprovechar las paradas en ciudades referentes e informarte de centros a los que puedes acudir y recibir clases con otros profesionales e invertir en tu negocio, que es invertir en ti.

Espero poder repetir pronto en la escuela Polestar, es gente coherente y ello se respira en la empresa.

 

Un fuerte abrazo,

Azucena Rodríguez Sosa

 

Nuestro trabajo es nuestra pasión y es lo que procuramos transmitir a todos aquellos que pasan por nuestra escuela. Si te apasiona Pilates, si quieres formarte como profesional o ya lo eres pero no te quieres quedar atrás, deberías pasarte a conocernos. Aprovecha los talleres y seminarios de formación continua de Polestar para vivir una #ExperienciaPolestar o haz como Azucena, llámanos y pásate por nuestras instalaciones para probar.

 

¿No crees que podría merece la pena? 

 
Imagen principal de los cuadernillos de verano del Colegio Divino Pastor para 2º de Primaria.

Deja un comentario