5 ideas para fidelizar a tus alumnos de Pilates en verano

0

Quizás los meses de verano no sean los más lucrativos para tu negocio de Pilates. Los alumnos empiezan a cancelar clases o a no acudir al centro durante uno o más meses debido a las vacaciones de los niños, a las jornadas continuas de trabajo y cómo no, al calor y a los viajes. Pero en Polestar creemos que este momento es el ideal para premiar la fidelidad de tus clientes de Pilates y, por qué no, para fomentar que sigan cuidándose y que a la vuelta, retornen a tu estudio de Pilates. ¿Quieres saber cómo?

 

Estamos en pleno mes de Julio y el calor aprieta en casi todo el país… Tus alumnos de Pilates están deseando irse de vacaciones, escapar de la gran ciudad, ir a la playa, a la montaña, disfrutar del verano. Tu responsabilidad, como profesional de Pilates, es animarles a que sigan practicando Pilates o al menos algún deporte durante el verano. Es tu deber y también puede ser tu salvación si no quieres perder clientes tras las vacaciones… porque en verano pueden pasar muchas cosas, más te vale que tus alumnos de Pilates te tengan en mente y que acudir a tu estudio sea lo primero que quieran hacer tras el periodo estival.

 

Todos sabemos que el buen tiempo puede empujar a tus alumnos de Pilates a saltarse las clases, ya sea por el calor o simplemente porque se van de viaje. Las cañas tienen todas las de ganar y probablemente, desde su lugar de veraneo pocos se acordarán de ti. Por eso hoy te proponemos algunas acciones que puedes hacer de cara a que tus clientes no te olviden en verano pues ¿quién mejor que tú va a cuidar de ellos, de su cuerpo y de la calidad de sus movimientos?

 

Marketing veraniego para pilateros

Propón ejercicios en tu blog: Facilita a tus alumnos de Pilates ejercicios que puedan realizar allá donde estén. Prepara posts de paso a paso explicando cómo hacer cada ejercicio. No olvides que si no están en tu estudio de Pilates es muy probable que no cuenten con los pequeños implementos que sueles usar en clase, así que deberás darles otras alternativas que puedan utilizar para hacer sus ejercicios (una silla, el palo de la escoba, un elástico, una pelota…)

Prepara un E-book: También puedes crear un e-book que puedan descargar de tu web o que puedas entregarles en el centro en un pen-drive o en un Cd. La ventaja de crear un e-book es que tus clientes de Pilates lo pueden llevar en su smartphone, en su tableta o en su portátil y usarlo en cualquier parte si necesidad de estar conectados a internet. Imagina por ejemplo que quieren hacer sus ejercicios al aire libre, en la playa o en la piscina. Si les facilitas un e-book podrán consultarlo allá donde estén y, además, seguro que lo guardan para futuras ocasiones.

Pilates Marketing para el verano
Nuestra #SoyPolestar Isabel Bermejo practicando Pilates en la playa de Salinas (Ibiza).
Organiza un concurso: Anima a tus clientes a que se hagan fotos durante el verano, practicando Pilates en su lugar de vacaciones. Premia a los mejores, los más originales o los más aplicados a la vuelta del verano. Les estarás animando a practicar ejercicio durante sus vacaciones y también a que vuelvan a tu estudio tras las vacaciones para comprobar si han sido premiados por su esfuerzo.

Ponle música al verano: Pide a tus clientes que elijan su canción del verano y se graben en vídeo haciendo Pilates con su canción y lo compartan en Facebook y otras redes sociales. Al final del verano podrás premiar a los que hayan obtenido más Me Gustas o más Retweets durante las vacaciones.

Virtualízate: El desarrollo y alcance de Internet también te permitirá crear sesiones de Pilates virtuales. Puedes grabar tus clases de Pilates en vídeo y compartirlas sólo con tus alumnos para que las hagan allá donde se hayan ido de vacaciones. Sube los vídeos a YouTube en privado para que sólo tus alumnos puedan verlos y dales acceso para que puedan hacer Pilates cuando quieran siguiendo tus indicaciones, ofréceselos como un valor añadido a tus clases de Pilates en el estudio.

 

 

Tú no podrás ver sus ejecuciones pero al menos ellos te seguirán teniendo como instructor virtual… Si esto no te parece suficiente y además, quieres ganar algo de dinero, puedes ofrecer clases virtuales de Pilates por Skype o utilizando los Hangouts de Google. Eso sí, ten en cuenta que si eliges esta opción, serás tú quien se quede sin vacaciones, pues tendrás que atender las sesiones virtuales de Pilates, independientemente de que tu estudio permanezca abierto o cerrado por vacaciones.

 

¿Qué te parecen estas ideas? ¿Aplicas ya alguna en tu estudio de Pilates de cara a las vacaciones? ¿Te gustaría compartirlas? ¡Cuéntanos qué vas a hacer por tus clientes en verano!

 

Imagen principal de VPP Industries, Inc.

Deja un comentario